Salud de A-Z

Zona

InicioSalud de A-ZW - X - Y - Z Zona

 

El zona o herpes zoster se debe a una reactivación del virus de la varicela. Su gra­vedad se debe al riesgo de secuelas dolorosas y a su recidiva, frecuente en los sujetos cuyo sistema inmunitario es débil.
Es una afección dérmica, que provoca típicamente la aparición de ampollas o úlceras dolorosas sobre un dermatoma al afectar la vaina de mielina del nervio subyacente.

Los signos clínicos asociados al zona son: erupción de vesículas aisladas o confluyentes cuyo contenido se enturbia se­cundariamente para dar lugar a costras. estas caen después de unos días, dejando una ci­catriz depigmentada; dolores, a veces violen­tos, parecidos a una quemadura, que alcanzan su grado máximo al comienzo de la erupción; pérdida de sensibilidad en la zona de la erup­ción. La erupción puede venir precedida o acompañada de fiebre y dolores de cabeza.

El tratamiento se basa en la desinfección de las lesiones cutáneas con antiséptico y en una corticoterapia para disminuir los dolores. Las secuelas dolorosas son de difícil tratamiento y pueden precisar cuidados especiales.